Las compañías tienen definidos procesos en cada una de sus áreas, y CRM Dynamics permite personalizarlos y adaptarlos al software.  Se dispone de 4 tipos diferentes de procesos:

  • Workflow: Se utiliza para automatizar procesos del mundo real de negocios.  Pueden correr en el fondo, en tiempo real o ser activados por alguna entrada del usuario.
  • Acciones: Se utilizan para crear nuevas operaciones que no están en la instalación por defecto de CRM, o combinar operaciones para tener solamente una.
  • Flujo de procesos de negocio: Permite tener en una visualización del flujo de negocio.  Se compone de estados y en cada uno el usuario debe de completar unos pasos definidos para avanzar al siguiente.
  • Diálogos: Es una entrada interactiva paso a paso que requiere que el usuario la arranque y corra para completarla.

Los procesos usan WCF y se pueden crear a través de CRM, de código o importando procesos pre-fabricados.

Aunque muchas de las tareas que hace un workflow las puede hacer un plug-in, si la actualización de la lógica depende del usuario o se debe de aplicar manualmente, es preferible usar los primeros.